La palabra: Humildad

Es bastante común el creer que Humildad hace referencia de aquel que tiene pobreza,  bien sea por falta de recursos materiales, económicos, falta de educación, etc. o sea, falta de……, hoy quiero llamar tu atención e invitarte a verte, a reconocerte en tu propia Humanidad, nuestro Ego es implacable y se hace presente en nuestra historia de vida de manera recurrente y sin contemplaciones, nos hace mostrarnos al mundo como un dios, el que gracias a su poder, gracias a su conocimiento, gracias a sus habilidades, está o puede estar por arriba del semejante, por delante del hermano, sin importar absolutamente nada; a fin de cuentas, me lo he ganado por mi esfuerzo!.

Déjame decirte que no es asíy humildemente te hago referencia a una parábola, un Evangelio  de Mateo (Mt 22,1-14), todos han sido invitados a la boda del hijo de Rey, comenzando por los poderosos, los ilustres, quienes no aceptaron ir a la boda, pues tenían cualquier excusa, así que el Rey termina invitando a todo el pueblo, sin embargo, llama su atención un personaje que esta en la fiesta a quien llama “Amigo” y le pregunta porque no esta vestido adecuadamente para la boda, éste, se queda en silencio y el Rey pide que lo saquen por no llevar vestido adecuado, que lo aten y lo echen a las tinieblas de afuera.

El relato no es fácil de entender (yo pude entenderlo en una homilía con uno de nuestros presbíteros), Cual era esa vestimenta que se requería para estar en la boda del hijo del Rey? Pues nada menos que la “Humildad”. El Rey mostró su grandeza de humildad al llamar a este sujeto “amigo” a pesar de no estar vestido de manera adecuada, no lo atropello, no lo insulto, no causo escándalo, utilizó el Don de la sabiduría, del Conocimiento, y reconoció quien se vestía adecuadamente para estar en la celebración. Cuando el ser humano no esta revestido de este Don, podrá tener todos los bienes materiales terrenales existentes, pero no el Amor del prójimo, no podrá disfrutar del bienestar que implica ser amado, querido, bienvenido, añorado. Termina esta parábola diciendo “Porque muchos son llamados, más pocos escogidos.” Todos aquellos ilustres personajes de la Parábola que buscaron cualquier excusa y no fueron a la boda, seguirán teniendo toda la riqueza y conocimiento que le da el mundo, pero no podrán disfrutar de la riqueza del cielo, aquí en la tierra.

En esta oportunidad quiero invitarte a despojarte de la soberbia, a dominar el Ego, la vanidad, que muchas veces nos hace proceder haciendo el mal, aun queriendo hacer el bien. A final de cuentas, el Humilde sabe y reconoce que todo lo que tiene, viene de Dios.

Dios te Bendiga


Luisa Fernandez

Sus Coordenadas:
Twitter: @luisafernandesj Instagram: @luisaf603
Correo Electrónico: luisaf603@gmail.com

Sumate-Conectate
Facebook
Facebook
Google +
Google +
http://www.sumandoven.com.ve/2017/11/07/la-palabra-humildad/
Escríbenos y registrate
Instagram

Autor entrada: sumandoven.admin

Nos interesa tu opinión, deja un comentario